Fuera de Foco: Testimonios y Visión por un Nuevo Haití

Acabamos de recibir estas apasionadas reflexiones de Melinda Miles* desde Haiti para Actuable, con motivo del primer aniversario del devastador terremoto que asoló el país en el 2010:

“Hace mucho calor bajo la carpa en la que una pequeña multitud nos hemos reunido y el sudor ya se desliza silencioso por nuestros rostros. Estamos serenos, concentrados en la voz de una mujer que luce un pañuelo rojo en su cabeza. Está compartiendo su testimonio del infierno al que ha sobrevivido y de la angustia que aún sufre, un año después de la noche más oscura de nuestras vidas.

La capital está plagada de periodistas extranjeros en busca de nuevas imágenes de la vieja miseria que tiñe la vida de más de un millón de supervivientes sin techo. Sus historias y reportajes hablarán de los escasos avances en el proceso de reconstrucción, de los escombros que aún llenan las calles, y de los improvisados asentamientos de lonas y tiendas que pueblan cada parque, cada espacio abierto en la ciudad. Los fotógrafos tomarán conmovedoras fotos: del desmoronado Palacio Nacional, del niño llorando en el regazo de su madre junto a la tienda de campaña en la que hace poco nació, de las piernas inmóviles de una víctima del cólera…

Pero aquí, justo en este momento, en este círculo de valientes hombres y mujeres, no hay ningún periodista. Solo recuerdos. La voz de la mujer sigue temblando. Habla del fuerte olor de los cuerpos de sus seres queridos atrapados bajo los edificios derrumbados, de los meses de intensa lluvia y vientos fríos que pasó junto a sus tres hijos viviendo bajo una frágil lona de plástico, y de la llegada del cólera. Y comienza a llorar; pero ahora su voz se hace más fuerte, con una fuerza que le sale del corazón y contagia a todos los presentes.

‘Esto es Haití’, nos dice. ‘N ap degaje – Nosotros hacemos que funcione, nosotros luchamos, y peleamos, y sobrevivimos. Supervivencia es nuestra vida, y es lo que nos hace humanos’.

Reuniones como esta se están celebrando esta semana en muchas comunidades de desplazados en Puerto Príncipe. Guiados por ese espíritu de degaje, se organizan, conectan los unos con los otros, se fortalecen. Y lo hacen sin ayuda de nadie, a pesar de los cientos de millones de dólares que fueron donados en su nombre hace apenas un año. Pero no les queda otra opción.

Dos ejemplos ilustran la inquietante realidad de los esfuerzos de asistencia internacional hasta la fecha. Con un millón trescientas mil personas registradas como desplazadas y sin hogar, el objetivo era construir durante el primer año la modesta cifra de 125,000 alojamientos temporales. Entre todas las ONGs y las agencias de Naciones Unidas aún no se han logrado construir ni 20,000. Ya se rumorea que muchos Haitianos podrían acabar viviendo bajo lonas durante años.

Y también está el caso de la falta de agua potable. Ya en los primeros días tras el terremoto se alertó del posible espectro de epidemias como el cólera que podrían arrasar la ciudad. Hoy, un año más tarde,millones de litros de agua siguen llegando cada día a los campos de desplazados de manos de las ONGs. ¿Por qué no se han comenzado a construir sistemas de tratamiento de agua en las comunidades utilizando la millonada recaudada a través de la generosidad de gente en todo el mundo? ¿Dónde quedó el compromiso por soluciones sostenibles?

En las reuniones que los Haitianos celebran en sus comunidades esta semana, no solo se trata de recordar. Más importante aún, se trata de reunirse para juntos decidir los pasos a tomar para avanzar más allá del degaje, para convertir en realidad su visión de futuro para Haití.

El debate sube de tono. Ahora se habla la responsabilidad del gobierno, de las agencias de Naciones Unidas y de las ONG; de las agendas económicas subyacentes; de la discrepancia entre la asistencia prometida y la que ha llegado al país… Y empieza a formularse un plan de acción para movilizarse y reclamar su derecho constitucional a un hogar decente, y el derecho de sus hijos no solo a vivir, sino a prosperar.

Acaba la reunión y sigue sin haber ningún periodista allí. Ninguno que escriba acerca de las muchas historias de coraje y perseverancia, ninguna ceremonia de entrega de premios a las madres que han logrado evitar que sus hijos mueran de hambre, ni a los líderes locales que, contra viento y marea, han movilizado a sus comunidades para defenderse de los intentos de desalojo de sus improvisados hogares.

Pero sí, claro que habrá celebraciones. Por haber vivido un día más. Se bailará y se cantarán canciones de liberación. Y mañana, se despertarán de nuevo, bajo las lonas, prontos para planificar su propio futuro, para luchar por su visión de cómo reconstruir la dignidad y la soberanía de su país”.

—–

Melinda Miles es fundadora y directora ejecutiva de Let Haiti Live. Actualmente vive en Haití, donde ha pasado más de quince años trabajando codo a codo con el pueblo haitiano, luchando por una mayor justicia social | Traducción: Luis Morago

 

Comments
One Response to “Fuera de Foco: Testimonios y Visión por un Nuevo Haití”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] This post was mentioned on Twitter by melindayiti. melindayiti said: RT @BriKouriAyiti: Fuera de Foco: Testimonios y Visión por un Nuevo Haití: http://t.co/IS07XVr #haiti […]



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: